La felicidad es ir en chanclas

La felicidad es ir en chanclas. Sentir los pies libres y descalzarte de una patada. Lucir dedos y pintarse las uñas. Notar el fresquito del aire acondicionado en los pies. Ir a trabajar con los pies bien aireados gritando que ya es verano. Y pasar del trabajo al placer en cuatro zancadas relajadas subida en tus chanclas. Y al llegar a la playa, andar descalza por la orilla con las chanclas en las manos, mientras haces un poco de piestureo… O no… 

Hay quién dirá que es síntoma de poco glamour y menos estilo, pero ja verdad, nunca suscribí aquello de “para lucir, hay que sufrir”. Y no voy a empezar ahora. Ir en clanclas es síntoma de ser una persona relajada, un poco informal, adaptable a las circunstancias, y feliz. 

Venga, vete a trabajar en chanclas. Verás qué bien te sienta. 

Anuncios

6 thoughts on “La felicidad es ir en chanclas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s