Sigue girando 

Pareces un hámster en la rueda de la vida, corriendo siempre hacia adelante pero sin rumbo definido más que hacer girar la rueda. Y gira y gira y gira… El mundo gira y tú no eres imprescindible, como decía en el post I’m only human. No eres imprescindible pero sí conveniente, como me dijisteis en los comentarios. El mundo gira y tú venga correr y correr para alcanzar vete a saber qué vete a saber cuándo, vete a saber a quién o con quién o para quién… Quizá, solo quizá, puedas bajarte un momento de la rueda para respirar la primavera y que nadie te robe el mes de abril, como decía la canción (me da que algún Viernes Dando la Nota cae). Quizá, solo quizá, puedas entrenarte con pasión para que tú seas quien controla la rueda y no al revés. Como este equilibrista de la vida que me encontré de bruces girando y girando con mucho estilo y ritmo. Así sí que se puede uno poner a girar con el mundo, y no como los pobres hámsters. Acéptame un consejo de casi jueves: si hoy la rueda te ha dominado a ti, vete a dormir, sueña, y levántate mañana con nuevos ánimos para controlar la rueda; no me seas hámster! 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s