Lo importante es la actitud

Repite conmigo: lo importa es la actitud. Que has estado todo el fin de semana lejos de la familia y no has descansado a penas, que no has podido hacer todo el trabajo, pero con actitud positiva por lo menos te enfrentas mejor al reto. El sueño no desaparece y el trabajo no se hace solo, pero positivo, oye. Que te has levantado cuando ni el panadero había abierto los ojos, y aún así habías sido demasiado optimista en tu previsión delo que podías hacer, pero positivo. Que has pensado “en el avión acabo”, y la azafata te ha dicho, como un jarro de agua fría, que no puedes usar el ordenador durante todo el vuelo. Ummmm, improvisarás, qué remedio, tú positivo. Porque la actitud es lo importante. 

Y sí, la actitud ayuda a que no te hundas en la miseria y sigas adelante. A que te esfuerces, un poquito más, vengaquetúpuedes. La actitud te hace pensar “sólo cuatro días más”, “podré”, “sacaré mis tablas”… Y menos mal de la actitud. 

Es como cuando corres todo el día para cuadrar horarios (sí, wellcometoreality, la conciliación son los padres), pero te dices “sarna con gusto…”. Es como cuando te enfrentas al cáncer y se te cae el pelo y la cortisona te hi ha y te siente horrible pero piensas “el bicho no me vencerá”. Es como cuando tu bebé tiene cuatro meses y el sistema te dice que ya es hora de separase y volver “a las cosas serias” y aunque por dentro se te parte el alma tú te pones la sonrisa para trabajar. Es como es procesión que llevas por dentro porque tampoco vas a estar echando mierda por la boca todo el día (cansina es la gente que solo se queja, oye). 

Perooooo… Siempre hay un pero… La actitud es importante porque es lo que tú puedes controlar directamente y porque no te queda otro remedio. Aunque estaría bien que no todo saliera de ti porque de actitud, solamente,  no se vive. Estaría bien que no confundieras actitud con conformarte. Que ser positivo no sé convirtiera en una actitud individualista o acrítica, que no olvidaras que puedes reclamar tener un horario sensato, un aumento de sueldo, días libres, menos estrés, un horario más racional, unas bajas de maternidad y paternidad lógicas con la vida y las emociones y necesidades, una cura… 

La actitud es lo más importante. Cierto. Te ayudará a vivir mejor tu día a día. A ser tu mejor versión. Pero no te olvides de ti. No confundas actitud positiva con apatía. Sé que lo sabes. Solo te lo recuerdo. 
PD: 2004. Yatusabes. 

Lo importante es la actitud
Lo importante es la actitud

Anuncios

One thought on “Lo importante es la actitud

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s