La mancha: 10 lecciones de vida

Plof!!! LA MANCHA!!! Superado el susto y la quemazón de haberme tirado todo el café por encima en la oficina, por puro despiste y efusividad gestual, caí en la cuenta que llevaba un vestido blanco con enormes manchurrones. Pero lejos de dramatizar, superé la vergüenza inicial, agradecí la ayuda -para limpiar- de mis compañeras y decidí lucir cacho subiendo la falda y enganchándola al cinturón para que la enorme mancha no se viera totalmente. La he intentado lavar con ainco per aún queda algún resto difuminado. De todo este acontecimiento llego a varias conclusiones: 

  1. Algún día tu carácter te va a meter en un lío. Acéptalo con naturalidad y los demás los aceptarán también. 
  2. Rodéate de gente que te aprecie y ayude a pesar de tus defectos, que te ayuden a superar tus errores, en equipo todo se supera mejor. 
  3. No dramatices. No te enfades, mejor sé creativo. Tu actitud ante el error influirá en cómo reaccionan los demás, en cómo te hace sentir y en la solución. 
  4. Que aceptes tus defectos y que eres una persona imperfecta no significa que te estanques y justifiques todo lo que te pase. Es absurdo, todo el mundo puede cambiar poco a poco y con esfuerzo si quiere. 
  5. Acepta tus errores y arréglalos del mejor modo posible. Primero con una actuación rápida para evitar mayores problemas (arremangar el vestido) y luego buscando la solución completa y definitiva (limpiar). 
  6. Ten en cuenta que cuando has errado, la solución no siempre devuelve las cosas a su estado original (a mí me ha quedado una leve mancha). 
  7. Puedes seguir intentando repararlo, pero la cuestión es que algún día tendrás que aceptar que te equivocaste, que es humano, que erraste porque por lo menos estabas haciendo algo y que tendrás que intentar ser más cuidadoso en el futuro. 
  8. Tus errores y sobretodo el modo en que los solucionas te definen -en positivo o negativo según la gestión que hayas hecho, no por el error en sí-. 
  9. No hace falta lucir los errores -o sí- pero tampoco te avergüences. Si por ejemplo te preguntan en una entrevista laboral ten claro que tendrás que admitir tus imperfecciones y errores y el modo en que lo afrentas: dice mucho de ti. 
  10. Y en algún no memento da carpetazo al asunto, no te recrees. Una mancha solo es eso, una mancha. 
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s